RSS

EL TIEMPO DE TRABAJO

10 Abr

1. JORNADA

La jornada es el número de horas al día, a la semana al mes o al año que el trabajador utiliza para realizar la actividad para la que ha sido contratado. Se trata de tiempo de trabajo efectivo, es decir, el tiempo desde la llegada hasta abandono puesto de trabajo. No incluye el tiempo de presencia o de espera.

Se encuentra regulada en el art. 34 ET, que establece en su apartado 1 que “la duración de la jornada de trabajo será la pactada en los convenios colectivos o contratos de trabajo.  La duración máxima de la jornada ordinaria de trabajo será de cuarenta horas semanales de trabajo efectivo de promedio en cómputo anual.”

Para determinar la jornada se fijan principios que actúan como mínimos. La negociación colectiva regula los aspectos relativos a la jornada de trabajo que pueden concretarse más en contrato de trabajo

La jornada ordinaria de trabajo no puede superar las 40 horas semanales de promedio en cómputo anual ni 9 horas de trabajo diario

Sin embargo, se puede trabajar más de 40 horas una semana o más de 9 horas un día, por distribución irregular de la jornada, que es la posibilidad de que la jornada diaria o semanal del trabajador no sea homogénea y unos días o semanas se trabaje más que otros.

Para calcular el máximo semanal son 40 horas de promedio, descontando los periodos de vacaciones, festivos y días de descanso semanal. Hay que respetar los descansos para determinar la jornada.

El art. 34 ET en su apartado 8 para permite que los trabajadores tengan derecho a adaptar su jornada por necesidades de conciliación de la vida personal, familiar y laboral. Establece que “El trabajador tendrá derecho a adaptar la duración y distribución de la jornada de trabajo para hacer efectivo su derecho a la conciliación de la vida personal, familiar y laboral en los términos que se establezcan en la negociación colectiva o en el acuerdo a que llegue con el empresario respetando, en su caso, lo previsto en aquélla.”

2. DESCANSOS

Tipos de descanso:

Diario: El art. 34. 4 ET establece el descanso diario: “Siempre que la duración de la jornada diaria continuada exceda de seis horas, deberá establecerse un período de descanso durante la misma de duración no inferior a quince minutos. Este período de descanso se considerará tiempo de trabajo efectivo cuando así esté establecido o se establezca por convenio colectivo o contrato de trabajo.

En el caso de los trabajadores menores de dieciocho años, el período de descanso tendrá una duración mínima de treinta minutos, y deberá establecerse siempre que la duración de la jornada diaria continuada exceda de cuatro horas y media.

Entre el final de la jornada y el inicio de la siguiente 12 horas ininterrumpidas à no se puede reducir ni por c.c. ni por contrato

Semanal: El art. 37.1 ET establece “Los trabajadores tendrán derecho a un descanso mínimo semanal, acumulable por períodos de hasta catorce días, de día y medio ininterrumpido que, como regla general, comprenderá la tarde del sábado o, en su caso, la mañana del lunes y el día completo del domingo. La duración del descanso semanal de los menores de dieciocho años será, como mínimo, de dos días ininterrumpidos.

Resultará de aplicación al descanso semanal lo dispuesto en el apartado 7 del artículo 34 en cuanto a ampliaciones y reducciones, así como para la fijación de regímenes de descanso alternativos para actividades concretas.”

Por tanto, para los mayores de 18 años, 1 día y medio ininterrumpido, con preferencia la tarde del sábado y el domingo completo. Se permite acumulación en periodos de hasta 14 días por c.c. o acuerdo entre empresario y trabajador

Para menores de 18 años, 2 días ininterrumpidos, y no se puede acumular

Durante la jornada:

Mayores de 18 años, tienen 15 minutos tras 6 horas ininterrumpidas de trabajo

Menores de 18 años, tienen 30 minutos tras 4 horas y media ininterrumpidos de trabajo

3. VACACIONES

El art. 38 ET regula el régimen de las vacaciones y establece “1. El período de vacaciones anuales retribuidas, no sustituible por compensación económica, será el pactado en convenio colectivo o contrato individual. En ningún caso la duración será inferior a treinta días naturales.

2. El período o períodos de su disfrute se fijará de común acuerdo entre el empresario y el trabajador, de conformidad con lo establecido en su caso en los convenios colectivos sobre planificación anual de las vacaciones.

En caso de desacuerdo entre las partes, la jurisdicción competente fijará la fecha que para el disfrute corresponda y su decisión será irrecurrible. El procedimiento será sumario y preferente.

3. El calendario de vacaciones se fijará en cada empresa. El trabajador conocerá las fechas que le correspondan dos meses antes, al menos, del comienzo del disfrute.

Cuando el período de vacaciones fijado en el calendario de vacaciones de la empresa al que se refiere el párrafo anterior coincida en el tiempo con una incapacidad temporal derivada del embarazo, el parto o la lactancia natural o con el período de suspensión del contrato de trabajo previsto en el artículo 48.4 de esta Ley, se tendrá derecho a disfrutar las vacaciones en fecha distinta a la de la incapacidad temporal o a la del disfrute del permiso que por aplicación de dicho precepto le correspondiera, al finalizar el período de suspensión, aunque haya terminado el año natural a que correspondan.”

Así, podemos definir las vacaciones como la interrupción del contrato de trabajo durante el cual el trabajador mantiene su derecho al salario sin obligación de trabajar.

Su duración ha de ser como mínimo de 30 días naturales mejorables por c.c. o contrato. No se reduce la duración cuando el trabajador se encuentre en situación de incapacidad temporal o maternidad.

Además, no puede sustituirse por retribución o compensación en metálico, excepto cuando la relación laboral se extingue antes de que el trabajador hubiese disfrutado de sus vacaciones y cuando los contratos son de corta duración y es imposible su disfrute.

Se tiene derecho a ellas por cada año de trabajo y hay que disfrutarlas dentro de cada año natural, excepto en el caso de incapacidad temporal o maternidad coincidente con el periodo de vacaciones, en cuyo caso tendrá derecho las vacaciones anuales aunque ya haya finalizado el año natural.

Los c.c. determinarán las partidas retributivas con las que se retribuyen las vacaciones

Su disfrute se tiene que acordar entre empresario y trabajador. Se puede disfrutar de forma continuada o distribuida en varios periodos: 1 fracción debe ser al menos de 2 semanas laborables ininterrumpidas.

El trabajador tiene derecho a conocer las fechas de disfrute con antelación de 2 meses a su disfrute, y el disfrute de las vacaciones en un periodo no genera derechos futuros de disfrute en ese periodo.

4. INTERRUPCIONES

Existen varios tipos de interrupciones dentro de la jornada laboral, reguladas en el art. 37 ET. en primer lugar las pausas diarias, es decir, el descanso entre un día y otro de trabajo, entre dos días laborables. Siempre debe haber un mínimo de 12 horas entre el final de una jornada y el comienzo de la siguiente.

Además, existen una serie de permisos y licencias, en las cuales el trabajador tiene derecho a interrumpir la prestación de trabajo, sin que su salario se vea reducido, por ejemplo, quince días naturales en caso de matrimonio, dos días en los casos de nacimientos de un hijo, por fallecimiento, accidente o enfermedad grave u hospitalización de parientes hasta el segundo grado por consanguinidad o afinidad que, en estos casos, si precisa desplazamiento, el plazo será de cuatro días. También tiene derecho a un día por traslado del domicilio habitual.

Hay que añadir a esto el derecho al cumplimiento de un deber de carácter público y personal, como el ejercicio del sufragio activo, y las ausencias para realizar funciones sindicales o de representación del personal en los términos establecidos legal o convencionalmente.

Los trabajadores tendrán derecho a un descanso mínimo semanal, acumulable por períodos de hasta catorce días, de día y medio ininterrumpido que, como regla general, comprenderá la tarde del sábado o, en su caso, la mañana del lunes y el día completo del domingo.

Además, el trabajador cuenta con las fiestas laborales, que nunca podrá sobrepasar las 14 al año y tienen un carácter retribuido y no recuperable.

Clara Miralles de Imperial Polo

Anuncios
 
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: